Cómo se relacionan las emociones con las alergias - Mariana Fuksbrauner
17116
post-template-default,single,single-post,postid-17116,single-format-standard,ajax_leftright,page_not_loaded,,qode-theme-ver-2.3,wpb-js-composer js-comp-ver-4.4.3,vc_responsive

Cómo se relacionan las emociones con las alergias

02 Mar Cómo se relacionan las emociones con las alergias

Hace muchos años de un día para el otro mi cuerpo empezó a reaccionar al comer gambas (crustáceos). Me acuerdo que comí una fideuá y me empezó a picar la boca, cosa que me pareció super extraña. A la siguiente vez que me pasó me di cuenta que siempre era con el mismo alimento, así que decidí dejar de comerlo hasta hacerme las pruebas que me lo confirmasen, y así fue.

El tema quedó ahí, hasta que hace unos años comencé a leer e informarme de porqué, así de la nada, había empezado a tener alergia. Hasta que leí que las emociones, las no expresadas, los shocks emocionales, pueden ser los desencadenantes de las alergias y toda la simbología que hay atrás. Hice memoria de qué había pasado en aquel entonces y todo cobró sentido: mi alergia comenzó tras haberme peleado con mi mejor amiga porque me había engañado en una situación en la que había puesto toda mi confianza en ella.

Para seguir entendiendo sobre el tema y sobre la relación de las alergias con las emociones, pregunté a algunos de mis conocidos con alergias si recordaban alguna situación concreta sobre la fecha en la que sus alergias habían aparecido. Para mi (no tan) sorpresa, había relación.

 

¿Cómo surgen las alergias?

 

Cuando tenemos alergia es porque estamos reaccionado de manera exagerada hacia un antígeno externo (sustancia que al entrar en el cuerpo produce una reacción inmunitaria). El hecho que una sustancia que para la mayoría no provoque esta sobreactivación del sistema inmunitario pero para mi si, reside en una causa interna como respuesta a un estado de agresividad y hostilidad relacionada con una persona o situación.

Quiere decir que estoy reaccionando hacia algo que rechazo, de manera inconsciente, que se ha quedado grabado en mi memoria como algo que me hace sentir mal y que, por el hecho de no haberlo expresado, mi sistema emocional libera esas emociones reprimidas haciendo que mi cuerpo reaccione. En definitiva, cuando tenemos alergia es porque inconscientemente estamos rechazando una parte de nosotros mismos, una resistencia, una manera de decir NO.

Por lo general, las alergias aparecen después de una vivencia en la que te hes sentido separada de aquello que quieres (personas, animales).

En muchas ocasiones me han preguntado que, si las alergias son una respuesta emocional ante una determinada vivencia, ¿cómo hay bebés que tienen alergia tan prematuramente? Cuando nos encontramos con niñas/os pequeños que ya desde muy chiquititos tienen alergias, hay que tener en cuenta las vivencias de la madre durante la gestación, ya que puede tratarse de una transferencia (por decirlo así) de sus emociones.

 

Los síntomas pueden ser variados y dependen del tipo de conflicto:

 

SÍNTOMAS EN LA PIEL: ligado a situaciones de separación o contacto. Tras separarte de tu pareja, por la muerte de un ser querido, sentir que el exterior está siendo agresivo contigo.

SÍNTOMAS PULMONARES: por temor a morir, a perder el territorio, por sentir que el entorno te ahoga. Sentimiento de miedo.

SÍNTOMAS DIGESTIVOS: conflictos en los que cuesta digerir la situación vivida.

SÍNTOMAS OTORRINOLARIGOLOGICOS (RINITIS): el problema puede venir relacionado con aspectos sexuales. Sentimiento de angustia.

SÍNTOMAS OCULARES: por perder de vista a alguna persona querida, por sentimiento de rabia hacia algún familiar.

 

Algunas alergias y su significado:

 

AL POLEN: el polen transporta el símbolo de la reproducción, de la fertilización y del amor. Tiene que ver con situaciones amorosas, propias o que tengan que ver con los padres (por ejemplo peleas, separaciones). Por otra parte, generalmente la alergia al polen produce fiebre de heno (rinitis alérgica) haciendo que quien la padece se sienta ahogado. A nivel simbólico significaría que me siento ahogado por una situación. Hago cosas aunque no quiera para complacer a los demás y me hace sentir ahogado. Me cuesta decir no. Tiendo a vivir mucha culpabilidad.

AL POLVO (ÁCAROS): el polvo se relaciona con la suciedad y la impureza sobre todo ligada con el sexo. Cuando se padece este tipo de alergia puede que se esté viviendo inseguridad y haya un sentimiento de suciedad e impureza frente algunos aspectos de la vida. Puede aparecer también en personas muy maníacas de la limpieza.

A LOS GATOS: los gatos simbolizan el lado sexual femenino y todas las cualidades asociadas con lo femenino, como el encanto, la dulzura y la ternura. Si tienes alergia a los gatos puede que estés rechazando dar o recibir estas cualidades (dulzura, ternura, amor).

A LOS PERROS: cuando aparece alergia a los perros hay que pensar que persona o situación relacionada con la amistad te hace sentir mucho enfado dentro de ti, pues el perro se considera el mejor amigo del hombre, y ahí reside su simbolismo.

A LA LECHE/LÁCTEOS: la alergia a la leche puede aparecer cuando sientes frustración (o has sentido) hacia una persona que has identificado que juega el papel de madre, pudiendo ser tu madre o cualquier otra persona que le hayas otorgado esa identificación. Cuando esta alergia se desarrolla en el nacimiento hay que tener en cuenta los miedos y frustraciones de la madre.

A LOS PECES O FRUTOS DE MAR: este tipo de alergia aparece tras haber vivido una situación en la que te has sentido frustrado, por haber sido ingenuo y en la que te sentiste engañado. Se liga también con temas que tengan que ver con la gestación.

 

Si tienes alergia y quieres saber con qué estuvo relacionada su aparición puedes hacer lo siguiente:

 

– Piensa cuándo apareció y qué pudo haber sucedido sobre ese tiempo.

– Recuerda como te sentiste ante esa situación, como la viviste.

– Ten en cuenta donde aparecieron los síntomas y relaciónalo con los conflictos que te expliqué más arriba.

– Cómo te sientes hoy en día respecto a esa situación. ¿Sigues sintiendo lo mismo al recordarlo? ¿Crees que está solucionado?

– Toma consciencia de la situación vivida, de lo que sentiste y sientes al respecto y sobre cómo tu cuerpo lo expresa. Intenta hacerlo consciente, perdonar y soltar. Quizás así tus síntomas comiencen a desaparecer.

 

Un abrazo,

 

Mariana

 

PD: Me gustaría saber qué te ha parecido y cómo te has sentido leyéndolo. Puedes dejar tus comentarios más abajo. ¡Recuerda compartirlo para que llegue a más personas!


¿Todavía no lo has leído? Únete y recibe

GUÍA PARA CONSTRUIR LA VIDA QUE QUIERES VIVIR


1Comentario
  • Katrina Gonzalez
    Publicado a las 14:04h, 02 marzo Responder

    Muy interesante el tema de las alergias, todo cobra sentido….la química de nuestros cuerpos es impresionante.
    Gracias por compartirnos este mensaje de reflexión interna.

¡Comenta!